Santa Cruz de la Sierra

Buenas acciones por el medio ambiente

Información adicional

  • DodgerBlue: tbg-dodgerblue

La forma en que temas tan vitales para Cochabamba, como la contaminación del río Rocha, el asedio al Parque Tunari, o la contaminación atmosférica fuertemente incrementada en invierno, han sido manejados  por las autoridades, muestra el pobre lugar que ocupan los temas ambientales en el orden de  prioridades. Se podrían mencionar en su descargo, los múltiples problemas comunes  que deben enfrentar los municipios del eje metropolitano; sin embargo, si algo había que hacer  justamente es gestionarlos.  Un principio de solución al problema, hubiera sido, en un esfuerzo común acelerar la creación de la flamante Región metropolitana, finalmente creada y tantos años esperada.
El caso es que si el voto ciudadano tuviera exclusivamente en cuenta el tratamiento de tales entuertos ambientales, sin duda no habrían alcaldes ni gobernadores reelegidos. La temática ambiental  pesa poco en el escrutinio público y en la orientación del voto, por lo mismo,  influye escasamente a la hora de hacer gestión pública.  Se puede decir que el letargo ciudadano en esta materia es cómplice del débil accionar de las autoridades. Salvo ciertos estratos sensibles a esta problemática, el medio ambiente no angustia mucho a la consciencia ciudadana, si bien se intuye, se siente el problema, se pasa de largo ante él.
El tema tampoco  atormenta a  organizaciones y movimientos sociales. La Madre Tierra puede ser un freno para las actividades económicas de mineros, transportistas,  cocaleros u otros, o bien entorpecer la gestión de  autoridades con inoportunas exigencias, cuando de lo que se trata es de apoyarlas.  Como ya lo han subrayado diversas voces, la incondicionalidad del apoyo de las organizaciones al  gobierno ha restringido su capacidad de propuesta y control, limitando  su potencial de movilización    que se reduce a la defensa de  intereses del gremio con demandas en ocasiones vinculadas al  interés colectivo.
Es  escasa, en contraste, la atención dirigida a  aquellos bienes  comunes, de mediano alcance y beneficio difuso: ríos, agua, aire, áreas protegidas, bosques, biodiversidad, el patrimonio arquitectural o el cuidado de los espacios públicos.  Y si bien las valoraciones y  significados atribuidos a los bienes públicos  pueden ser muy divergentes: para algunos el río Rocha es un patrimonio natural e histórico de la ciudad de Cochabamba; para otros  un simple curso de agua que habría que canalizar y suprimir, o finalmente, un vertedero de aguas servidas.
 Con valoraciones  e intereses tan divergentes, no sorprenden  las disputas existentes en torno a la necesidad o no de su preservación y la escaza presión sobre las autoridades. Dos magníficos parques metropolitanos, futuras áreas recreativas y pulmones  de la Región Metropolitana de Cochabamba han sido ya motivo de conflictos, el de Sacaba y Colcapirhua,  y se enfrentan al desafío de su preservación.
Por fortuna, existen individuos y agrupaciones ambientalistas  en los que palpita la preocupación  por el bien público.  Son voces y corrientes ciudadanas que  han demostrado que el interés colectivo se construye desde varios estrados a lo largo del espacio social,  con grandes  y  pequeñas buenas acciones por  el cuidado y promoción del bien público, cuyos impulsos sería necesario canalizar y capitalizar .

 

Por: Eric Hinojosa Zambrana

Visto 414 veces

Últimas Noticias

Prev Next

Por observaciones a registros-El TSE ofi…

Por observaciones a registros-El TSE oficializó rechazo a personería de Sol.Bo

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) informó que ha emitido la Resolución TSE/RSP/JUR N° 062/2018, mediante...

Expocruz 2018-La mayor vitrina comercial…

Expocruz 2018-La mayor vitrina comercial abre con Día de la Familia

La mayor vitrina comercial del país abre sus puertas a partir de hoy. La primera...

Castigo corporal

Hace unos días recibí una llamada de una emisora preguntando mi opinión sobre una sanción...