Santa Cruz de la Sierra

Ley del cruceño la hospitalidad-

Información adicional

  • Sienna: tbg-sienna

“Es frugal la mesa, pero alcanza el rancho. Donde comen dos bien pueden ser cuatro. Entra con franqueza, que un placer nos dás; es ley del cruceño la hospitalidad”. Esa frase corresponde a una parte del poema Desde mi umbral, del autor cruceño Rómulo Gómez.
La periodista Isabel Mercado, en un artículo sobre Santa Cruz de la Sierra publicado en agosto del 2015, señalaba que esa frase no solamente es el lema que repiten en discursos sus autoridades y representantes, sino es un retrato, en genio y figura del camba, del cruceño, de Santa Cruz.
Y es verdad. La gente de estos lares, por más pobre que sea, siempre fue mano suelta y está pendiente de los demás para darle su ayuda, aunque algunas cosas pueden haber cambiado por la inseguridad en la que se vive.
Se trae la frase a colación, porque en estos días se está sintiendo la solidaridad con los hermanos chiquitanos. Por todos lados, en las oficinas, en los condominios, en las empresas, en los barrios, la gente está hablando del tema y busca la forma de  ayudar y de allí es que se hagan campañas vía redes sociales para recaudar fondos o vituallas, principalmente agua, para hacer llegar a los centros de acopio que llevarán luego a destino final.
Enternece ver a las personas preocupadas por lo que está ocurriendo en la Chiquitania, aquella preocupación que también genera satisfacción, porque no se está perdiendo la solidaridad con los más necesitados y aquello debe permanecer como uno de los valores superiores de la humanidad.
Podemos ser una ciudad moderna que tiene sistemas modernos de protección contra la inseguridad; podemos mirar de reojo al desconocido en algunas ocasiones, propio de la desconfianza, pero no podemos dejar nunca de ser hospitalarios, por ser de los cruceños aquello

Visto 728 veces

Últimas Noticias

Prev Next

El Terror

El Terror

Mi padre, ex presidente del partido liberal de los Países Bajos, con un conocimiento histórico...

Remedio

Remedio

Estamos comiendo de la olla común preparada por mi esposa Emmita en su atelier en...

Olla común para toda la ciudad

Olla común para toda la ciudad

Miles de raciones de almuerzo y cena para quienes necesiten un plato de comida hecha...