Santa Cruz de la Sierra

Drogas, secretos y política (I)

Información adicional

  • DodgerBlue: tbg-dodgerblue

El dinero, el poder y la violencia son marcas registradas de los poderosos cárteles del narcotráfico y no existe alguno que ejemplifique esto mejor que el Cártel de Sinaloa, encabezado por el señor de la droga más famoso del mundo, Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera. Con el equivalente a una educación de tercer grado, envuelto en la pobreza y con pocas oportunidades, se levantó como el proverbial Fénix de las cenizas para crear una organización transnacional que rivalizaría con la mayoría de las grandes corporaciones globales.
Era el moderno Harry Houdini que había escapado de la cárcel de máxima seguridad de Puenta Grande, Jalisco, en 2001, en un carrito de lavandería cuando se dio cuenta de que podría ser extraditado a los Estados Unidos.
Guzmán Loera fue capturado por segunda vez en febrero de 2014 en Mazatlán luego de una redada fallida en Culiacán, Sinaloa. Su escapada más espectacular se produjo en julio de 2015, a través de un túnel de una milla de largo en su celda en la prisión del Altiplano, la instalación correccional más segura de México.
Cuando se construyó la prisión, la Asociación Correccional de Estados Unidos se reunió con funcionarios mexicanos para ayudarles a desarrollar protocolos y mejores prácticas. Algunos de los procedimientos incluían la rotación de prisioneros a diferentes celdas de manera regular para evitar el escape. Guzmán Loera nunca fue movido durante su encarcelamiento en el Altiplano.
Los constructores de sus túneles tuvieron acceso a los planos de la prisión y otra información como líneas de energía y agua. Si hubieran interrumpido el flujo de energía y agua, se arriesgaban al descubrimiento del túnel antes de que pudiera alcanzar la celda del señor de la droga. Aunque el Altiplano alberga algunos de los líderes de los cárteles más ricos y poderosos, nadie más que Guzmán Loera ha podido escapar. Se estima que pagó al menos USD 5 millones para construir sofisticado túnel. Sin embargo, su libertad duró poco porque fue capturado nuevamente en enero de 2016 y extraditado a los Estados Unidos un año después.
El juicio a Guzmán Loera en el Distrito Sur de Nueva York está siendo llamado apropiadamente el “Juicio del Siglo” no solo por sus escapes espectaculares, sino también por su imperio global. Definitivamente es un “Rey Narco único”.
Aunque el colombiano Pablo Escobar es más conocido en el mundo del narcotráfico, ciertamente no se compara con Guzmán Loera. Escobar solo traficaba en cocaína. El capo mexicano distribuyó toneladas de heroína, marihuana, metanfetamina y cocaína.
Recientemente, el cártel de Sinaloa comenzó a vender un opioide letal llamado fentanilo en las calles de Nueva York. Es cincuenta veces más potente que la heroína. (Continuará)

Visto 326 veces

Últimas Noticias

Prev Next

Emprendimiento: ¿Existe el fracaso?

Emprendimiento: ¿Existe el fracaso?

Al mirar en retrospectiva estos primeros cincuenta años de vida, encuentro que manejo un concepto...

Guerra por el transporte público

Guerra por el transporte público

A lo largo del mes, el caos vehicular por las obras que se realizan en...

En zona El Recreo-La Alcaldía inauguró e…

En zona El Recreo-La Alcaldía inauguró el módulo escolar N.° 191

El gobierno autónomo municipal de Santa Cruz de la Sierra, bajo el liderazgo del alcalde...