Santa Cruz de la Sierra

Mi amigo cuenta

Información adicional

  • DodgerBlue: tbg-dodgerblue

Mi mejor amigo, el cineasta Tony Peredo, me cuenta: “Tengo un amigo que es locutor. Tiene cierto grado de cultura, pero él me dice que se conforma con leer revistas de Condorito. No le interesa saber de la cultura de otros países. Por ejemplo, grandes obras maestras de la humanidad como las pirámides a él le parecen fantásticas, pero como que no son de su real interés no les presta atención. Él prefiere, me dice, nutrirse de cosas simples porque así no se complica la vida. Pero yo me pregunto, ¿qué le vas a transmitir a tu hijo, a tu hija, si el conocimiento tuyo es limitado, o sea, básico? ¿Qué tipo de cultura querés promover, la de vivir cómodamente el día a día? Creo que se llama… eh, tiene un nombre pero ahora no me viene a la cabeza. Repito, es vivir cómodo y dejar que la vida pase”. Digo: “Conformismo”. Tony dice: “Exacto. Ay, Allart, algo está pasando con mi cerebro. Me estoy olvidando de muchas cosas. Espero que el día de mañana no se traduzca en una enfermedad”. Comento: “No te preocupes, amigo. Yo tengo lo mismo. Somos contemporáneos”. El cineasta prosigue: “Bueno, luego te cuento que he visto amigos que se han vuelto netamente cerrados por culpa de ideologías y dogmas. Abrazan una teoría totalizante que lo explica todo de manera aparentemente lógica. Amigos que repiten acríticamente lo que dice un caudillo. Amigos que creen que ciertos políticos han mejorado significativamente sus vidas, cuando en realidad siguen viviendo la misma realidad que tuvieron en el pasado. Yo les decía: ‘A lo único a lo que yo tengo confianza, es a mis manos, porque esas fueron las que me dieron de comer, las que me han acompañado’. No ha venido un político que me ha dicho: ‘Tomá, aquí tenés cien mil dólares para que tu empresa crezca’. Todo político, para mí, tiene que cumplir con ciertos requerimientos, porque es un empleado mío, es un empleado nuestro. Y recién nos estamos dando cuenta de que nosotros podemos despedirla a esa persona. Es un empleado público más, no es un ser superior sobre nosotros. De acuerdo, esa persona ocupa un cargo especial porque maneja todo un país, la economía, pero es mi economía, la economía de todos. Entonces, al pagar mis impuestos siento que esa persona también depende de mí. Y el día que el pueblo le dé la espalda, esa persona no tiene ningún poder. Sinceramente, no me siento representado por ningún político boliviano. Ninguno de ellos ha cumplido con las cosas prioritarias: educación, salud pública y seguridad”.

Allart Hoekzema Nieboer   MIGAJAS

Visto 609 veces
Más en esta categoría: « El intruso La bandera »

Últimas Noticias

Prev Next

EEUU anuncia envío de nuevo embajador a …

EEUU anuncia envío de nuevo embajador a Bolivia para restaurar de la relación bilateral

El subsecretario de Estado para Asuntos Políticos del Gobierno de Estados Unidos, David Hale, anunció...

Bolivia anuncia apoyo a la reelección de…

Bolivia anuncia apoyo a la reelección de Almagro en la OEA

La canciller Karen Longaric anunció hoy que se apoyará la reelección de Luis Almagro, secretario...

Evo desde Argentina: “Vamos a volver el …

Evo desde Argentina: “Vamos a volver el 3 de mayo al Gobierno”

Ante una multitud de personas en Buenos Aires, Argentina y en un discurso que duró...