Santa Cruz de la Sierra
22 Septiembre 2015

Agentes de la Policía francesa y la Guardia Civil española han detenido en Francia a tres de los máximos dirigentes de la organización armada separatista vasca ETA, según fuentes policiales.

Entre los arrestados se encuentra David Pla y Iratxe Sorzabal, dos de los miembros que formaban la última cúpula conocida de la organización, aunque algunas fuentes hablaron inicialmente de un tercer detenido, Josu Ternera, que no está confirmado por el Ministerio.

La detención se produjo en una casa rural de la localidad de Saint-Étienne-de-Baïgorry, Departamento de Pirineos Atlánticos, una zona próxima a la frontera.

Pla y Sorzábal habían sido detenidos con anterioridad y puestos en libertad.

Ocupaban desde hace años la dirección del aparato político de la organización, el único que se mantenía activo desde octubre de 2011, cuando se produjo el cese definitivo de la violencia por parte de ETA.

A los detenidos se les atribuye precisamente la lectura del comunicado del "cese definitivo de la violencia".

Pla y Sorzábal huyeron a Oslo después de este comunicado, para intentar negociar con el recién estrenado Gobierno conservador de Mariano Rajoy la entrega de las armas a cambio de un acercamiento de los presos o el regreso de los huidos, aunque la negociación no tuvo mucho éxito.

Sin embargo, el más conocido es José Antonio Urrutikoetxea (Josu Ternera), aunque su detención no está confirmada de forma oficial.

Ternera estuvo presente en todos los momentos clave de la organización armada, desde finales de los años sesenta, hasta la actualidad, incluyendo el conocido atentado contra el almirante de la dictadura franquista Carrero Blanco, en 1973.

Sin embargo, huyó de la justicia a finales de 2002 al ser procesado por estar presuntamente relacionado con un atentado de Zaragoza que se había llevado a cabo en 1987 y en el que fallecieron 12 personas.

La Operación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones, según el Ministerio del Interior.

Redacción: Leo.bo

Fuente: AP

15 Abril 2015

Así lo detalló hoy el vocero adjunto en funciones del Departamento de Estado estadounidense, Jeff Rathke, en su rueda de prensa diaria, en la que reconoció las conexiones de Cuba con ambas organizaciones en el pasado. "El gobierno cubano ha dado garantías de que nunca permitiría que los miembros de ETA residentes en Cuba utilicen el territorio cubano para actividades contra España o cualquier otro país. Eso fue parte de este proceso de revisión, por lo que es reciente", apuntó Rathke.

"No tenemos información de que Cuba haya permitido recientemente a alguno de estos miembros de ETA planificar, buscar financiación, dirigir o cometer actos de terrorismo internacional durante su residencia en Cuba", subrayó.

Asimismo, el vocero explicó que España ha solicitado la extradición de "dos etarras" desde Cuba y ambos gobiernos "han acordado un proceso bilateral para resolver el caso, y eso está ahora en marcha". "El gobierno de España ha asegurado al de Estados Unidos que está satisfecho con este proceso", concluyó respecto al caso español.

Sobre las FARC, Rathke dijo que se trató de proceso "exhaustivo" de revisión que concluyó que "no hay evidencia creíble de que el gobierno de Cuba haya dado algún tipo de apoyo, material o recursos a miembros de las FARC y el ELN (Ejército de Liberación Nacional)" en los últimos seis meses, más allá de "la facilitación del proceso de paz internacionalmente conocido" con el gobierno de Colombia.

En este sentido, agregó, el propio Ejecutivo colombiano ha ratificado que no tiene pruebas de que La Habana "haya dado apoyo político o material en los últimos años a esas organizaciones y cree que, de hecho, "el gobierno de Cuba ha jugado un papel constructivo en las negociaciones del proceso de paz".

Precisamente este martes, el presidente de EEUU, Barack Obama, anunció su decisión de eliminar a Cuba de la lista de Estados patrocinadores del terrorismo, una medida reclamada desde hace años por el gobierno cubano y que podría agilizar el proceso de normalización de relaciones diplomáticas con la isla.

Apenas tres días después de reunirse en Panamá con su homólogo cubano, Raúl Castro, Obama envió al Congreso un mensaje en el que avisa que si no hay acciones contrarias de los legisladores, Cuba saldrá dentro de 45 días de la lista de la que ha formado parte desde 1982 y que supone la imposición de sanciones económicas.

Las principales acusaciones históricas sobre vínculos con el terrorismo sobre la isla estaban precisamente vinculadas a dar refugio a miembros de ETA buscados por la Justicia española, así como integrantes de las FARC o el ELN, además de una serie de fugitivos perseguidos por Estados Unidos.

Redacción: Leo.bo      

Fuente: AP

19 Octubre 2014

Hace tres años ETA anunció que renunciaba de forma definitiva a la violencia. Pero la organización separatista armada vasca aun no se ha disuelto y reclama para ello un "proceso de paz", que Madrid rechaza.

"La situación es la de un impasse", ya que no se mueven ni el gobierno, ni la ETA, considera el catedrático Mikel Buesa de la Universidad complutense de Madrid, doctor en Economía y autor de publicaciones sobre el terrorismo aunque, añade este especialista cercano a la Fundación de víctimas del terrorismo, en esos tres últimos años, "se ha confirmado la derrota militar de la ETA" y el grupo está muy debilitado.

ETA, a la que se le atribuye la muerte de 829 personas, renunció a la violencia el 20 de octubre de 2011, tras 40 años de atentados por la independencia del País Vasco y Navarra. Posteriormente anunció el inicio de un proceso de desarme unilateral.

En Francia "quedaban dos o tres comandos que allí permanecían para la eventualidad de una acción", pero han sido disueltos, afirma también Jean Chalvidant, autor en este país de varios libros sobre ETA.

Ahora, el combate se ha movido hacia el escenario político, añade. En el País Vasco español, la coalición independentista Euskal Herria Bildu (EH Bildu) pasó a ser la segunda fuerza política regional en las elecciones de octubre de 2012, con un 25% de los votos y 21 de los 75 diputados autonómicos.

La coalición ganó además la alcaldía de San Sebastián y dirige la provincia de Guipúzcoa, por lo cual nunca gozó de tanta influencia electoral.

Mientras, la organización clandestina ha perdido peso y trata de resolver su principal problema: el futuro de sus presos. Según la asociación de familiares y amigos de presos Etxerat, siguen siendo 469, dispersados en 76 cárceles, cien de ellos en cárceles francesas.

La ETA reclama, como parte del proceso, una negociación sobre el futuro de estos prisioneros. Y para tratar de avanzar, ha dado dos pasos: los presos admiten "la legalidad española", y el "dolor" causado por el "conflicto armado", inclusive, a sus víctimas.

Sin embargo no ha dado ninguno paso creíble hacia el desarmarse y Madrid sigue rehuyendo toda "negocación con terroristas" y mantiene que la única vía es la "disolución".

Su único avance en tres años en este campo, la organización separatista lo ha conseguido en Estrasburgo, cuando en 2013 el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), condenó la llamada Doctrina Parot, que permitió desde 2006 a las autoridades españolas alargar la estancia en la cárcel de decenas de presos, principalmente de la organización armada ETA, al limitar las posibilidades de rebaja de penas.

El gobierno conservador de Mariano Rajoy también se niega a concerdele la mas mínima legitimidad a la Comisión internacional de verificación compuesta por seis especialistas internacionales en resolución de conflictos que se ha propuesto para supervisar un eventual desarme.

Para Mikel Buesa, un camino para el gobierno podría ser "optar por una ley del estilo de la italiana" que permitió a partir de 1987 a miembros de las Brigadas rojas conseguir mejor tratamiento si se disociaban abiertamente de la organización, sin tener que ser delatores.

El presidente del gobierno vasco Iñigo Urkullu, del PNV, trata desde hace meses de convencer a Mariano Rajoy de aceptar una salida negociada y lo que llama un "final ordenado de ETA", a través de una política de reinserción de los presos que aceptarían comprometerse con una "consolidación de la paz".

"La situación ha cambiado y el Gobierno debe acompañar este cambio para evitar que las cosas se pongan más difíciles", argumentó a principios de octubre en una entrevista con el diario El País, citando, entre otras cosas gestos simbólicos como "la presencia de representantes de Bildu en actos de homenaje a víctimas del terrorismo".

Redacción Leo.bo

Fuente: AFP

Últimas Noticias

Prev Next

Turbulencias latinoamericanas (I)

Latinoamérica sigue siendo el continente de más turbulencias políticas en el mundo, porque es el...

Transparentar gestión

Hay varias autoridades ediles con procesos judiciales, por supuestamente haber estado cometiendo ilícitos durante su...

Dos empresas cruceñas Llevarán 31 t de r…

Dos empresas cruceñas Llevarán 31 t de residuos electrónicos a los EEUU

Hasta fin de año, la Fundación para el Reciclaje (Fundare) y la empresa Boliviana de...