Santa Cruz de la Sierra
05 Enero 2017

En un comunicado de prensa publicado en la mañana de este jueves, la Misión de la ONU en Colombia informó que tres de sus observadores y su supervisor directo fueron apartados de la misión, luego de la controversia por un video en el que se les ve bailando con miembros de las Farc en una zona de preagrupamiento.

“Concluidas las investigaciones sobre las circunstancias en las cuales observadores de la ONU participaron en el festejo del 31 de diciembre del 2016 en un Punto de preagrupamiento temporal de las Farc-EP, la Misión de la ONU en Colombia ha tomado la decisión de separar de su servicio a tres observadores presentes en la ocasión y a su supervisor directo”, señala la información oficial.

En la comunicación, la ONU sostiene que “reitera su determinación de verificar con total imparcialidad los compromisos de las partes sobre el cese al fuego y de hostilidades y la dejación de armas”.

Las imágenes provocaron múltiples reacciones en redes sociales, especialmente de miembros del Centro Democrático, algunos de los cuales tildaron de “vergüenza nacional” el baile realizado en Conejo, corregimiento de Fonseca en La Guajira, el pasado 31 de diciembre. En ese lugar están siendo preagrupados los guerrilleros del frente 59 de las Farc.

"Vergüenza internacional. Delegados de la @ONU_es de parranda con terroristas Farc”, escribió la representante a la Cámara por el Centro Democrático, Margarita Restrepo.

La decisión se conoce luego de que el Gobierno colombiano hizo llegar a la Secretaría General de la ONU observaciones para que se adoptaran los “correctivos necesarios a fin de que este tipo de situaciones no vuelvan a presentarse y evitar así que se pongan en tela de juicio la confianza y el prestigio de las Naciones Unidas”.

En un comunicado previo, la ONU calificó como “inapropiado” y señaló que el comportamiento de sus funcionarios “no refleja los valores de profesionalismo e imparcialidad de la Misión”.

El video, revelado por la agencia de noticias española Efe, también narra apartes de la comida que departió ese frente y la visita de los observadores del Mecanismo de Monitoreo y Verificación del cese del fuego bilateral y definitivo.

La ONU, con más de 400 observadores, de distintas nacionalidades, es garante de que los compromisos pactados en el acuerdo firmado entre el Gobierno de Santos y las Farc, en esta primera fase, se cumplan.

Redacción: Leo.com.bo
Fuente: El Tiempo

 

28 Diciembre 2016

La paz en Colombia no sólo tiene problemas políticos a nivel internacioanl e interno para la implementación efectiva de los acuerdos entre el presidente Juan Manuel Santos y las autodenominadas Fuerzas Armadas revolucionarias de Colombia (FARC). También está presentando auténticos problemas sociales. El Gobierno del estado de Antioquia ha denunciado que los narcoterroristas están reclutando niños para “su explotación sexual” en las zonas de preagrupamiento donde deberán quedar confinados los guerrilleros tras su desmovilización.

Según publica la cadena RCN Radio en su página web, un grupo de al menos 10 menores de edad habría ingresado a una zona de preagrupamiento de las FARC en Yondó, en la región anioqueña de Magdalena Medio, para servir de esclavos sexuales para los terroristas que allí se concentren. Esta denuncia, hecha por la Gobernación de Antioquia, está basada en información que entregaron las instituciones oficiales de la Alcaldía de Yondó.

Además, ésta no es la única denuncia sobre tramas sexuales relacionadas con la desmovilización de los terroristas que han sometido a Colombia a 52 años de extorsiones, asesinatos y secuestros. La misma secretaria de Gobierno de Antioquia, Victoria Eugenia Ramírez, ya había alertado este lunes de que se están organizando caravanas de mujeres para ejercer la prostitución en los asentamientos.

“¿Dónde está el Gobierno?”

Fuentes del opositor partido Centro Democrático (CD), que lidera el ex presidente Álvaro Uirbe –quien encabeza la oposición a los acuerdos de Santos con los terroristas– se preguntan “¿Dónde está el Gobierno que consiente esto?”. Insisten en que las denuncias provienen de fuentes oficiales, y no del entorno del uribismo. De hecho, el gobernador de Antioquia, Luis Pérez Gutiérrez, fue un afecto al santismo y llegó a coordinar su campaña para la reelección del actual presidente en 2014.

Para los uribistas, este escándalo es uno más dentro de todos los que vienen denunciando en los últimos años a cuenta del proceso de diálogo “llevado bajo el patrocinio de la dictadura castrista en Cuba”. Según el CD, “muchos se han enriquecido con contratos a cuenta de la ‘paz’, se han comprado voluntades de medios de comunicación, que no nos dieron voz durante la campaña del plebiscito, y ahora se acallan estas denuncias“.

En declaraciones a RCN, Ramírez aseguró: “Estamos muy preocupados por eso, las instituciones de la Alcaldía nos están reportando esta información. Empezamos a observar que en algunos lugares las FARC estaban compartiendo con la comunidad local, tomando licores. Y además, se estaba presentando desplazamiento de mujeres adultas a las zonas de preconcentración”.

La funcionaria agregó: “Ahora se nos constata que hay reclutamiento de niños y niñas, hay explotación sexual y estamos alertando al Instituto Colombiano de Bienestar Familiar y a la Presidencia de la República”.

Hay que recordar, que el próximo 31 de diciembre, al menos 1.142 miembros de la narcoguerrilla de las FARC se concentrarán en municipios de Antioquia para iniciar el proceso de desmovilización. Todos ellos recibirán una paga mensual para facilitarles el camino, serán formados en oficios y los que colaboren con la Justicia transicional serán premiados con un periodo menor de concentración en esas zonas, en un régimen de práctica libertad y no podrán ser juzgados en el futuro por la Justicia colombiana.

Ahora mismo, según la propia Ramírez, el gobernador de Antioquia trabaja en constatar los hechos para establecer si se han violado los protocolos establecidos. “El equipo de verificación estará el día 29 de diciembre en esta zona del departamento, desde las 6.00 horas de la mañana hasta las 18.00 horas de la tarde, visitando cinco puntos de preconcentración en donde tenemos problemáticas de diferente índole, por ejemplo en Dabeiba, donde al parecer las FARC están departiendo con la comunidad y consumiendo alcohol”, dijo la secretaria.

Redacción: Leo.com.bo
Fuente: okdiario

 

 

 

24 Noviembre 2016

El gobierno de Colombia y la guerrilla FARC firmaron, en un teatro de Bogotá, el pacto definitivo de paz que busca acabar con medio siglo de confrontación y que fue renegociado para incluir propuestas de la oposición.

El tamaño del clásico Teatro Colón, recientemente remodelado y con capacidad para unas 800 personas, marcó el bajo perfil de la ceremonia en la que se rubricó el acuerdo alcanzado entre el presidente Juan Manuel Santos y el líder de las FARC, Rodrigo Londoño, alias "Timochenko".

El primero en hablar fue el guerrillero. Timochenko comenzó su discurso con una contundente frase: "Que la palabra sea la única arma de los colombianos. Para alcanzar la firma de este acuerdo definitivo, los colombianos vivimos medio siglo de guerra abierta".

Londoño afirmó que se "fortaleció el pacto anterior" tras considerar que se introdujeron importantes cambios a los textos antiguos hasta convertir el acuerdo final en definitivo. "Nos reunimos en La Habana con delegaciones de distintos credos y partes de la política colombiana", subrayó, tras repetir que el nuevo texto tuvo el "más amplio consenso a nivel internacional".

"Nuestro sentimiento de solidaridad y admiración hacia los miles de compatriotas que salieron a las calles a manifestar su condena a la guerra. La primera demanda social es que se ponga fin al uso de las armas en la política", agregó.

Y concluyó: "Reiteramos nuestra solidaridad con todas las víctimas de esta guerra".

Por su parte, el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, destacó que "los delitos de lesa humanidad serán investigados, juzgados y sancionados".

"Las FARC, como grupo armado, dejarán de existir. Hemos firmado el acuerdo definitivo, surgido de un diálogo abierto y franco", comentó. Y agregó: "No podíamos dilatar un minuto la implementación. El cese del fuego había comenzado a desmoronarse".

Resaltó que la implementación "podrá arrancar tan pronto como la refrendación sea aprobada por el Congreso" y estimó que dicho voto positivo "sería obtenido la próxima semana".

El acto de este jueves tuvo un gran contraste con la firma del pacto original, el 26 de septiembre en la caribeña ciudad de Cartagena con la presencia de 2.500 invitados, entre ellos 15 jefes de Estado, y en medio de presentaciones culturales.

En esta ocasión, y tras el rechazo del primer acuerdo en un plebiscito el 2 de octubre, los invitados fueron ex presidentes colombianos, legisladores, magistrados, víctimas del conflicto armado y representantes de organizaciones sociales.

"Con la firma del acuerdo final hoy, la esperanza de paz cobra vida. Será como una obra de autoconstrucción en la que debemos trabajar todos", escribió este jueves temprano el jefe negociador de la guerrilla, Iván Márquez, en su cuenta en Twitter.

El tamaño de la ceremonia fue criticado por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia. El comandante guerrillero Marcos Calarcá, miembro de la delegación de paz que negoció por cuatro años con el gobierno colombiano en Cuba, dijo que "desafortunadamente los espacios son limitados" en el Teatro Colón.

"Hay mucha más gente que las 800 personas que caben aquí en el teatro, que merecen estar, que quisieran estar, que deben estar", dijo Calarcá a periodistas.

A primeras horas de la tarde –y ya firmado–, el texto será llevado al Congreso, de mayoría oficialista, donde se espera que quede refrendado la próxima semana.

El presidente del Senado, Mauricio Lizcano, dijo el miércoles a periodistas que el Parlamento está dispuesto a "trabajar todos los días", primero en la refrendación del acuerdo; y luego en la aprobación –durante los meses siguientes– de todas las leyes necesarias para ponerlo en marcha.

Redacción: Leo.com.bo

 

Fuente: AFP

24 Noviembre 2016

Miembros del Gobierno colombiano se reunieron este miércoles en Bogotá con representantes de los partidos políticos para analizar los cambios que se incluyeron en el nuevo acuerdo de paz con las FARC, que se firmará este jueves en la capital del país.

De la cita fueron parte el Alto Comisionado para la Paz, Sergio Jaramillo, el ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, y el presidente del Congreso, el senador Mauricio Lizcano.

El objetivo de la reunión, indicó Cristo, fue "hablar sobre la refrendación del acuerdo de paz", que según anunció el presidente Juan Manuel Santos se hará en el Congreso, en vez de en un plebiscito, y "socializar los cambios, ajustes y precisiones" del pacto que se alcanzó el pasado 12 de noviembre.

Al término del encuentro, Lizcano manifestó a periodistas que luego de que se firme el nuevo acuerdo, se presentará la proposición en el Senado de la República y la Cámara de Representantes para que entre martes y miércoles de la próxima semana se refrende el texto en ambas plenarias.

"En estos debates de control político, tanto en Cámara como en Senado participarán todos los sectores políticos y están invitados los líderes del 'sí' y los del 'no' (en el plebiscito de pasado 2 de octubre). La refrendación no es una obligación del Gobierno, es simplemente una decisión política", aclaró.

Lizcano precisó que "la implementación del acuerdo tardaría unos ocho meses".

El partido político Centro Democrático, que lidera el ex presidente colombiano Álvaro Uribe, rechazó el miércoles el nuevo acuerdo de paz con las FARC.

En un comunicado, el movimiento indicó que el hecho de que el Gobierno no aceptara "modificar temas fundamentales para la democracia" en el primer acuerdo de paz llevó a sus partidarios a "no aceptar" el nuevo pacto, no obstante que han reconocido que en "otras materias hubo avances".

Entre los temas del texto final en donde no se lograron modificaciones, el Centro Democrático mencionó "elevar los acuerdos al nivel constitucional, con alcance de Bloque de Constitucionalidad; total impunidad o penas simbólicas, que significan lo mismo, para delitos de lesa humanidad, y crear una justicia paralela a la medida de los intereses de la FARC".

Redacción: Leo.com.bo

 

Fuente: EFE

22 Noviembre 2016

El expresidente de Colombia Andrés Pastrana ha rechazado el nuevo acuerdo de paz pactado entre el Gobierno de Juan Manuel Santos y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), al considerar que «mantiene la esencia antidemocrática del pacto original», informa Ep.

En un comunicado publicado este domingo, Pastrana recordó que «tras la victoria en las urnas, los partidarios del "no" se acercaron patrióticamente al Gobierno para buscar un nuevo acuerdo con las FARC». Sin embargo, criticó que el nuevo acuerdo se firmara «sin admitir presencia ni supervisión del "no"», resaltando que «contra lo prometido, el texto se ocultó mientras el presidente (Juan Manuel Santos) lo anunciaba en Bogotá a su manera y las FARC lo celebraban desde Cuba».

Pastrana subrayó que «la modificación del acuerdo rechazado por el pueblo mantiene la esencia antidemocrática del pacto original. Los elementos fundamentales negados en las urnas están intactos». Por ello, indicó que Santos «contraviene así una resolución judicial (...) que le ordena respetar la voluntad de la mayoría y conferirle un efecto jurídico al "no"».

¿Nuevo plebiscito?

Pastrana manifestó así que «no queda más camino que un segundo intento de refrendación de idéntica forma», añadiendo que «se trata del mismo acuerdo (...) presentado de nuevo al elector con retoques meramente cosméticos».

El pasado sábado, Santos aseguró que pronto se conocerá el sistema de refrendación del acuerdo final de paz que fue presentado el pasado 12 de noviembre, un sistema que será pactado con las FARC. «El mecanismo de refrendación tenemos que acordarlo con las FARC, parte de los acuerdos con ellos es que precisamente ese paso lo damos de común acuerdo», señaló.

El presidente Santos se mostró de acuerdo con la propuesta de su antecesor, Álvaro Uribe, de someter a discusión del Congreso el nuevo acuerdo de paz firmado con la guerrilla para definir cómo se va a refrendar, informa Efe. «El presidente Uribe dijo en el Congreso el jueves pasado que se debería llevar esta discusión para hacer un acuerdo en el Congreso de la República, yo estoy de acuerdo», dijo el jefe de Estado en una declaración en la Casa de Nariño antes de partir a Lima, donde participó como invitado en la XXIV Cumbre del Foro de Cooperación Económica Asia Pacífico (APEC).

Las delegaciones del Gobierno colombiano y de la guerrilla de las FARC anunciaron el 12 de noviembre la firma de un nuevo acuerdo, un texto que, según justificaron ambas partes, aclara dudas e incorpora propuestas de los sectores contrarios al primer acuerdo. En las últimas jornadas se ha sugerido que ya no sería realizar un nuevo plebiscito al contener el nuevo texto todas las propuestas de los grupos críticos que rechazaron en referéndum el primer acuerdo el pasado 2 de octubre.

Redacción: Leo.com.bo
Fuente: ABC

14 Noviembre 2016

Colombia amaneció ayer con la expectativa de conocer el texto del nuevo acuerdo de paz que los negociadores del gobierno colombiano y las FARC rubricaron este sábado por la noche y que prometieron hacer público ayer, sin embargo los técnicos trabajan para "ensamblarlo" y aplazaron su publicación.

En un video publicado en Twitter, el jefe del equipo negociador del gobierno, Humberto de la Calle, explicó que la idea original de publicar el nuevo texto en la medianoche de ayer cambió, ya que los colombianos deben conocer "todo el acuerdo ya ensamblado".

"Lo que estamos haciendo es ensamblar el acuerdo para que sea conocido tan pronto como sea posible por los colombianos de manera integral", dijo el jefe del equipo negociador.

Este sábado el Gobierno colombiano y las FARC rubricaron un nuevo acuerdo de paz que incluye una serie de modificaciones sobre el original que fue firmado el pasado 26 de setiembre y rechazado en el plebiscito del 2 de octubre.

En el video grabado por De la Calle se le ve notablemente cansado, al igual que a los miembros de los equipos técnicos, y no detalla ni da un plazo acerca de cuándo será posible consultar el nuevo texto.

El aplazamiento también postergó la respuesta de los principales opositores al acuerdo de paz firmado en setiembre y que pidieron el "no" en el plebiscito.

Entre ellos, la ex candidata presidencial Marta Lucía Ramírez envió una carta en la dijo que todo ellos están "atentos a recibir los textos logrados durante esta semana".

"Una vez analizados con profunda responsabilidad y sensatez, presentaremos al gobierno nuestra posición frente a los mismos", apostilló.

Asimismo, pidió que no se presente el texto como definitivo ni ante la opinión pública ni ante la comunidad internacional, "sino que nos permitan la reacción consecuente con nuestros esfuerzos y propuestas para que cualquier ajuste adicional se haga de la manera constructiva y responsable".

En un tono similar se había pronunciado el principal líder del "no", el ex presidente Álvaro Uribe (2002-2010), quien dijo que no se debe considerar como "definitivo" el nuevo texto hasta que no hayan tenido ocasión de leerlo y estudiarlo en detalle.

Redacción: Leo.com.bo
Fuente: Diario Uno

21 Octubre 2016

El jefe negociador Humberto de la Calle anunció el viernes en una conferencia de prensa que una delegación del gobierno colombiano viajará a La Habana para una nueva reunión con las FARC.

Según De la Calle, el objetivo es lograr "un nuevo acuerdo para buscar la paz estable y duradera", tras el resultado del plebiscito celebrado el pasado 2 de octubre.

En esa oportunidad, el No al entendimiento alcanzado entre el gobierno de Juan Manuel Santos y las FARC se impuso por una pequeña diferencia en las urnas, lo que sacudió la política colombiana y regional.

Por eso, el nuevo acuerdo buscará contener los planteos de la oposición y de los detractores del pacto anterior. En su discurso, el jefe negociador reconoció que tras el rechazo es necesario "hacer ajustes y precisiones" a lo firmado con las FARC el pasado 26 de septiembre.

De la Calle irá acompañado del Alto Comisionado de Paz Sergio Jaramillo y algunos de sus asesores.

Por su parte el jefe negociador de las FARC, "Iván Márquez", se expresó sobre el tema en su cuenta de Twitter: "Esperamos en La Habana al equipo del Gobierno con iniciativas ciudadanas que fortalecerán el Acuerdo Final. Queremos iniciar ya su implementación".

Redacción: Leo.com.bo

 

Fuente: EFE

03 Octubre 2016

El comandante del Ejército colombiano, el general Alberto José Mejía, pidió a las tropas mantenerse en alerta máxima, luego del sorpresivo resultado del plebiscito que no refrendó los acuerdos con la narcoguerrilla de las FARC.

"Sin ningún tipo de escándalo, deben entrar en máximo grado de alerta y cambiar las posiciones, incluso replegarse un poco, con el propósito de generar confianza y tranquilidad, para que ese enemigo, que está concentrado, no vaya a pensar que lo vamos a atacar", indicó Mejía, en referencia a los guerrilleros que se reunieron para la X Conferencia del grupo armado y se mantenía movilizado a la espera de los resultados.

El comandante de las Fuerzas Armadas recordó que es una cuestión de derecho internacional humanitario. "Los acuerdos no permiten que ataquemos a un enemigo desprevenido. Somos un ejército de honor que tiene la estatura ética e intelectual", subrayó.

"Quiero ser claro, señores oficiales. Las condiciones significan que los colombianos no aprobaron el acuerdo para el fin del conflicto", remarcó, por lo que "todo lo diseñado carece de piso jurídico".

Además, según declaraciones recogidas por El Tiempo, el militar advirtió el riesgo de una posible escalada terrorista del grupo Ejército de Liberación Nacional (ELN), que había mantenido un cese al fuego hasta el 5 de octubre, en señal de respeto a la jornada electoral. "Ellos, seguramente en su fundamentalismo, en su forma de pensar querrán darle una lección a las FARC y mostrarle que el camino es el camino precisamente de la acción ofensiva, el camino del terrorismo".

Redacción: Leo.com.bo

 

Fuente: Teleshow

Últimas Noticias

Prev Next

La misión (III)

Es verdad, en la peluquería al lado del restaurante chino ‘Hua Yuan’ hay cinco sillones...

Hay delito

Se transparentó la lista de la militancia partidaria en el país y de inmediato, muchos...

En El Alto-Por defender a su amigo, mata…

En El Alto-Por defender a su amigo, matan a joven de un tiro

En la ciudad de El Alto, delincuentes asesinaron de un disparo en la cabeza al...