Santa Cruz de la Sierra
12 Octubre 2015

Dos árabes de "13 o 14 años" hirieron este lunes a dos jóvenes israelíes en Jerusalén, en el tercer ataque terrorista árabe en menos de 24 horas. El último de estos ataques se produjo cuando dos árabes se abalanzaron contra un joven de 20 años y lo apuñalaron repetidamente en la parte superior del abdomen, y lo hirieron de gravedad.

Los atacantes luego corrieron por la calle y vieron a un niño judío de 16 años. Lo acuchillaron varias veces y lo dejaron en estado crítico.

Un coche que pasaba por allí atropelló a uno de los terroristas, mientras que el segundo de los árabes continuó corriendo.

Un oficial de policía que vio el ataque le gritó al atacante que parara. Pero el atacante corrió hacia él con el cuchillo en la mano y el oficial abrió fuego y lo abatió.

El joven de 16 años está "en condición potencialmente mortal". La segunda víctima, de 20 años, fue hospitalizada en estado grave, aunque se cree que está estable.

"El terror del cuchillo no nos va a derrotar", dijo en el Parlamento el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en medio de la ola de ataques punzantes dirigidos contra judíos.

Segundo ataque

Este lunes, más temprano, otro ataque con cuchillo fue cometido cerca del cuartel general de la Policía de Jerusalén, y su autora, una mujer árabe, resultó herida por disparos de un oficial, indicaron las fuerzas del orden israelíes.

Un guardia fronterizo observó un comportamiento sospechoso en una mujer y le pidió que se detuviera, indicó la Policía israelí. Entonces, la mujer sacó un cuchillo e hirió al agente, aparentemente sin gravedad. El guardia sacó su arma y la "neutralizó", añadió.

La presunta autora del ataque se encuentra hospitalizada y su situación es crítica. "El oficial, que actuó con gran profesionalidad, logró apuntar su arma y neutralizarla", indicó un comunicado israelí.

Cerca de la escena del ataque, la Policía también arrestó a un hombre árabe, sospechado de actuar como cómplice de la mujer.

Primer ataque

El primero de los ataques del lunes se registró en la capital israelí. El hombre, que apuñaló a un policía israelí cerca de la Ciudad Vieja de Jerusalén, fue abatido.

El policía agredido resultó ileso gracias al chaleco antibalas.

Redacción: Leo.bo

Fuente: AFP

 

30 Julio 2015

Seis personas que participaban en el desfile del orgullo gay que anualmente se realiza en Jerusalén resultaron heridas hoy tras ser apuñaladas por un judío ultraortodoxo que consiguió vencer el fuerte destacamento de las fuerzas de seguridad, informó hoy la policía israelí.

"Hemos atendido y evacuado a hospitales a seis personas con heridas de cuchillo. Tres han sufrido heridas de gravedad y otras tres están en situación moderada. Dos de ellos han sido trasladadas al hospital Shaare Zedek y los demás al Hadasa Ein Karem", confirmó a Efe Yonatan Yagodoski, portavoz de Maguen David Adom (MDA, la Estrella de David Roja, equivalente a la Cruz Roja).

Esa organización estaba prestando apoyo a la manifestación, por lo que sus servicios de emergencia "llegaron al lugar del ataque en cuestión de minutos", añadió.

"Lamentablemente, el hombre logró por un instante infiltrarse en medio de la multitud", dijo el portavoz de la policía israelí Asi Aharoni.

"Un hombre salió de uno de los laterales y se puso a apuñalar a la gente. Rápidamente se le echaron encima varios policías y lo redujeron en cuestión de segundos", señaló a Efe una testigo presencial, que añadió: "había mucha sangre. Fue todo tan rápido que no nos dio tiempo a ver al autor".

El ataque y el sonido de sirenas de la Policía y ambulancias interrumpió de inmediato la música y el baile y cambió el ambiente festivo por uno de tristeza e indignación, según pudo constatar Efe.

El atacante fue reducido y atrapado. La policía no confirmó por el momento si se trata del mismo judío ultraortodoxo que atacó a algunos asistentes al desfile del 2005 en Jerusalén y que fue dejado en libertad hace apenas tres semanas, tras cumplir una condena de diez años de prisión.

Unas 5.000 personas participaron hoy en el desfile organizado en la ciudad religiosa, en lo que representa un evento de dimensiones modestas comparado con el que se realiza en Tel Aviv.

Los asistentes se quejaban de que "los homosexuales no puedan vivir con seguridad" en Jerusalén, ciudad considerada santa por las tres religiones monoteístas, que tienen en común considerar la homosexualidad un pecado y su ostentación un acto de osadía censurable.

La presidenta de la asociación defensora de los homosexuales Casa Abierta, Dana Sharon, aseguró a Efe que, en lugar de disolver el acto, su organización ha llamado a los participantes a quedarse allí concentrados en rechazo al ataque.

El presidente de Lehava, organización extremista judía que convoca cada año una contra-manifestación a la marcha gay, Benzi Gobstein, negó a Efe que sus seguidores estuviesen involucrados en el incidente.

"No tiene que ver con nosotros. Nosotros no apoyamos la violencia y no creemos que ningún judío tenga que apuñalar a ningún judío", declaró.

El junio fueron 180.000 los asistentes al desfile gay más grande de Oriente Próximo, la marcha del orgullo gay de Tel Aviv, una ciudad mucho más secular. En cambio, en Jerusalén, el número de asistentes que se esperaba rondaba las cinco mil personas.

Redacción: Leo.bo

Fuente: EFE

27 Noviembre 2014

El servicio de seguridad israelí Shin Bet dijo el jueves que descubrió una red de Hamas en Cisjordania que estaba planeando ataques a gran escala contra israelíes en Jerusalén.

El Shin Bet dijo el jueves que arrestó a más de 30 integrantes de Hamas que planeaban llevar a cabo ataques contra el tranvía de Jerusalén y su principal estadio de fútbol, entre otros objetivos. Los hombres de Hamas fueron entrenados y reclutados en Jordania y Turquía, añadió el organismo.

Mientras que el grupo insurgente islámico Hamas gobierna la Franja de Gaza, Cisjordania está regida por el presidente palestino, Mahmud Abás, que cuenta con apoyos occidentales.

Los arrestos se producen en medio de la peor ola de violencia en Israel en una década. Durante el pasado mes, 11 personas fallecieron a consecuencia de ataques palestinos, incluyendo uno la semana pasada a una sinagoga de Jerusalén en el que murieron cinco personas. La mayoría de la violencia se registró en Jerusalén, aunque también hubo ataques letales en Tel Aviv y Cisjordania.

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, felicitó al Shin Bet por frustrar los ataques diciendo que de haberse materializado podrían haberse cobrado un gran número de víctimas.

"Esta es una operación que se ha dado a conocer, pero hay muchos más que permanecen en secreto", dijo sobre el trabajo de inteligencia israelí. "(Su labor) es frustrar actividades contra los terroristas y contra Hamas, que cuestionan la existencia de un estado-nación judío y la existencia de los judíos en general."

Redacción: Leo.bo

Fuente: El Comercio

18 Noviembre 2014

Dos palestinos armados con un cuchillo de carnicero y una pistola mataron el martes a cinco personas en una sinagoga de Jerusalén antes de ser abatidos a tiros por la policía, en el ataque más mortífero de este tipo en seis años en la ciudad.

Tres de las víctimas tenían doble ciudadanía estadounidense-israelí y otra era ciudadano británico-israelí, dijo la policía.

Un agente de policía que acudió a la escena y recibió un disparo murió posteriormente debido a sus heridas.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, acusó al presidente palestino, Mahmoud Abbas, de incitar a la violencia en la ciudad y dijo que los asesinatos, junto a una serie de recientes ataques, eran parte de la "batalla por Jerusalén".

"Como país nos vengaremos de cada terrorista y quienes los envían, y hemos demostrado que lo haremos, pero nadie puede tomar la ley en sus propias manos, incluso si los ánimos están exasperados y la sangre está hirviendo", dijo Netanyahu en una transmisión.

Abbas condenó el ataque, que se produce luego de semanas de protestas alimentadas en parte por una disputa sobre el santuario más sagrado de Jerusalén, conocido por los musulmanes como el Santuario Noble -que contiene a la mezquita al-Aqsa, la tercera más sagrada del Islam- y por los judíos como el Monte del Templo, debido a que dos templos bíblicos se ubicaron alguna vez en ese lugar.

Un asistente al servicio matutino de la sinagoga Kehillat Bnei Torah en un barrio ultraortodoxo de Jerusalén Oriental dijo que unas 25 personas estaban rezando cuando comenzó un tiroteo.

"Miré y vi a alguien disparando a gente a quemarropa. Luego alguien llegó con lo que parecía un cuchillo de carnicero y se volvió loco", dijo el testigo, Yosef Posternak, a Radio Israel.

Imágenes publicadas por autoridades israelíes mostraban a un hombre muerto con un chal de oración judío, un cuchillo de carnicero ensangrentado en el suelo y varias libros de oración cubiertos de sangre.

OBAMA CONDENA EL ATAQUE

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo en un comunicado: "Condeno con fuerza el ataque terrorista de hoy contra los fieles en una sinagoga de Jerusalén, que dejó a cuatro personas inocentes muertas, incluidos los ciudadanos estadounidenses Aryeh Kupinsky, Cary William Levine y Mosheh Twersky, y a varios otros heridos".

Hablando con periodistas en la Casa Blanca, Obama también dijo que muchos israelíes y palestinos han muerto en recientes hechos de violencia y pidió que ambos bandos reduzcan las tensiones.

Las negociaciones de paz mediadas por Estados Unidos colapsaron en abril, después de que Abbas firmó un acuerdo de unidad con el grupo islamista Hamas, que promueve la destrucción de Israel. Los palestinos también han sido enfurecidos por la permanente construcción de asentamientos israelíes en Cisjordania y Jerusalén Este.

La violencia en Jerusalén y otras zonas de Israel y los territorios palestinos ocupados por el Estado hebreo ha aumentado en el último mes. Abbas dijo que los musulmanes tienen el derecho a defender sus lugares sagrados si son atacados.

"Estamos considerando esto un ataque terrorista", dijo el portavoz de la policía Micky Rosenfeld, que confirmó las cuatro muertes y que los atacantes, ambos de Jerusalén Oriental, una zona mayoritariamente árabe, murieron por disparos de la policía.

El servicio de ambulancias de Israel dijo que ocho personas resultaron gravemente heridas.

Abbas dijo en su comunicado: "La presidencia condena el ataque a los judíos devotos en uno de sus lugares de oración en Jerusalén Occidental y condena la matanza de civiles sin importar quién lo haga".

"MÁRTIRES"

Los reportes de radio palestinos describieron a los atacantes como "mártires" y el grupo islamista Hamas alabó el ataque. Altavoces en mezquitas de Gaza daban felicitaciones.

Los medios palestinos dijeron que los atacantes eran Ghassan y Udai Abu Jamal, dos primos del distrito de Jerusalén Jabal Mukaber, y dijeron que eran miembros de un pequeño grupo militante. Hubo disturbios en Jabal Mukaber cuando las fuerzas israelíes acudieron para realizar detenciones.

"Hamas pide la continuación de las operaciones de venganza y hace hincapié en que la ocupación israelí es responsable de la tensión en Jerusalén", dijo el portavoz de Hamas Sami Abu Zuhri.

El ataque se produce un día después de que un conductor palestino de autobús fuera encontrado ahorcado en su vehículo en Jerusalén. Israel dijo que la autopsia mostró que se suicidó, algo que rechaza su familia, que dice que fue atacado. Cientos de personas acudieron al funeral el domingo mientras clamaban venganza.

Netanyahu dijo que el ataque a la sinagoga fue el "resultado directo de la incitación" encabezada por Hamas y Abbas, "la incitación que la comunidad internacional ha estado ignorando irresponsablemente".

"Responderemos con mano firme el brutal asesinato de judíos que fueron a rezar y murieron a manos de asesinos", afirmó.

Redacción Leo.bo

Fuente: Reuters

18 Noviembre 2014

Al menos seis personas murieron hoy en un tiroteo en una sinagoga y Yeshiva (escuela rabínica) de Jerusalén Oeste, en el ataque más sangriento registrado desde 2008 en la ciudad santa, testigo de una creciente tensión.

Escasos minutos antes de las siete de la mañana, dos palestinos, identificados posteriormente por la policía como Ghasan Abu Jamal y Odai Abu Jamal, de Jerusalén Este, entraron en la sinagoga de Kehilat Bnei Torah, en el barrio ortodoxo de Har Nof, en el Oeste de la metrópoli.

"Nos encontrábamos en mitad del rezo de la mañana. Es un momento en el que nadie se mueve. El primero de ellos avanzó con una pistola en la mano, se acercó a la gente y comenzó a disparar", describe a Efe Yusef Posternak, un judío ultraortodoxo argentino de 45 años que se encontraba en el interior del templo.

"Me giré por el sonido de los tiros y vi a un segundo hombre blandiendo un gran cuchillo de carnicero, como para matar animales, que empezó a atacar", abunda con un café en la mano, sereno mientras explica que la sorpresa impidió a los presentes, más de veinte personas, reaccionar para protegerse.

Posternak, padre de ocho hijos, decidió correr hacia la cocina del centro, donde permaneció escondido hasta que unos 15 minutos después de que todo comenzara la policía le rescató, explica.

Mati Goldizt, jefe de los servicios de la unidad de rescate y recuperación Zaka -organización creada durante la primera Intifada- repite en numerosas ocasiones que la escena era "complicada".

"Cuando llegamos nos encontramos con el resultado del tiroteo. Había varias víctimas y la escena era horrible. Me recuerda a lo sucedido hace seis años en otra 'yeshiva' cuando ocho hombres murieron. La gente tan sólo estaba dentro, rezando, sin hacer ningún daño a nadie", opina.

El portavoz de la policía israelí, Micky Rosenfeld, confirmó, por su parte, que los atacantes resultaron muertos en un tiroteo a la salida de la sinagoga después de que apuñalaran y dispararan "al mayor número de gente posible", causando cuatro muertos y seis heridos, cuatro de ellos graves.

"Se han desplegado efectivos policiales en Jerusalén para evitar más ataques. El número de policía 'clandestina' se ha incrementado también en la ciudad, que se encuentra en una tensa situación, aunque bajo control", declaró a Efe.

La ciudad santa es testigo de una creciente tensión desde que a principios de julio tres extremistas judíos mataran a un menor palestino en Jerusalén Este en venganza por el asesinato tres semanas antes a manos de exconvictos islamistas de tres estudiantes que hacían autostop cerca del bloque de colonias de Gush Etzion.

En las últimas semanas han muerto en Jerusalén tres israelíes y una ciudadana ecuatoriana, un rabino ha sido tiroteado y herido grave.

Nada más conocerse los hechos, el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, acusó de los mismos, como en anteriores ocasiones, al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abás.

"Esto es el resultado de las provocaciones lideradas por Hamás y Abu Mazen (Abas), unas provocaciones que la comunidad internacional ignora de forma irresponsable", dijo Netanyahu antes de mantener una reunión de Seguridad.

"Responderemos con puño de acero a este brutal asesinato de judíos", advirtió.

Abas, por su parte, condenó el ataque -por primera vez de forma explícita- y pidió el fin de lo que denominó "las provocaciones de colonos judíos y del gobierno de Israel".

En un comunicado difundido a través de la agencia de noticias local Wafa, la presidencia palestina insistió en su compromiso con la solución de los dos Estados y las medidas acordadas en Ammán en las últimas semanas para restablecer la calma en Jerusalén.

"La Presidencia palestina condena toda forma ataque que tenga como objetivo a civiles sin importar quien lo haya cometido. La Presidencia palestina condena el ataque que causó la muerte a los que oraban en uno de los lugares de rezo de Jerusalén", explicó la nota.

"Pedimos el fin inmediato de las acciones (israelíes) dentro de la mezquita de Al Aqsa (tercera en la jerarquía del islam) y el fin de las provocaciones del gabinete de ministros israelí", agregó.

La acción fue aplaudida por el movimiento islamista Hamás y la Yihad Islámica, al igual que por el Frente Popular de Liberación de Palestina (FPLP), a quien inicialmente se atribuyó el ataque, que lo vincularon con la extraña muerte el lunes de un conductor palestino en Jerusalén.

La Policía y la autopsia insisten en que fue un suicido mientras que la familia asegura que fue víctima de un ataque de extremistas judíos.

"Esta operación es la respuesta natural al crimen de la ocupación y una forma de ejercer la resistencia popular y desarrollarla", apuntó Hamás en su página web.

Sin embargo, especificó que han sido "los medios sionistas israelíes" los que han acusado al grupo, provocando el inicio de las detenciones de algunos de sus miembros.

Redacción: Leo.bo

Fuente: EFE

01 Noviembre 2014

El papa Francisco pidió este sábado a la comunidad católica orar para que cesen “las tensiones” en la ciudad de Jerusalén, para que reine la paz, después de que Israel decidiera cerrar el acceso de los musulmanes a la Explanada de las Mezquitas.

“Os invito a orar para que la Ciudad Santa, querida por judíos, cristianos y musulmanes, que en los últimos días ha sido testigo de numerosas tensiones, pueda ser un signo de la paz que Dios desea para toda la familia humana”, dijo el obispo de Roma.

En estos términos se expresó el pontífice argentino momentos después del rezo del Ángelus celebrado este sábado en la Plaza de San Pedro del Vaticano, con motivo del Día de Todos los Santos.

Israel cerró el pasado 30 de octubre el acceso de los musulmanes a la Explanada de las Mezquitas, una decisión sin precedentes desde la Guerra de los Seis Días de 1967, en medio de una creciente tensión en los barrios árabes y el casco viejo de la ciudad santa.

La decisión fue adoptada después de que un presunto pistolero palestino tratara de asesinar a tiros en la parte oriental de la ciudad al rabino, Yehuda Glick, líder de una organización ultranacionalista y mesiánica que promueve la colonización de Jerusalén y el cambio del statu quo en la citada explanada, el tercer lugar más sagrado del Islam.

Las autoridades israelíes adujeron, entonces, “razones de seguridad” para cerrar por completo la explanada tanto a los musulmanes como a los turistas.

Esto último no ocurría desde que a finales de septiembre de 2000 entró en la Explanada de las Mezquitas el entonces líder de la derecha y luego primer ministro israelí, Ariel Sharón, en un acto que se considera el detonante de la segunda Intifada.

Redacción Leo.bo

Fuente: EFE

Últimas Noticias

Prev Next

Gobierno acude al TCP para que aclare ju…

Gobierno acude al TCP para que aclare jurisprudencia sobre el artículo 23 del Pacto de San José

El Gobierno, mediante al Ministerio de Justicia, presentó este martes un memorial ante el Tribunal...

Dirigente de la COB asume como Viceminis…

Dirigente de la COB asume como Viceministro de Trabajo

El dirigente de la Central Obrera Boliviana (COB), Vitaliano Mamani, fue posesionado este martes como...

Dirigente de la COB asume como Viceminis…

Dirigente de la COB asume como Viceministro de Trabajo

El dirigente de la Central Obrera Boliviana (COB), Vitaliano Mamani, fue posesionado este martes como...