Santa Cruz de la Sierra
07 Abril 2016

Un estudio del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos determinó que el contagio de HIV positivo en personas mayores de 50 años ha crecido en ese país al 17%: uno de cada seis portadores.

Expertos consultados por el Washington Post, para conocer las razones pusieron el foco en las drogas para mejorar el rendimiento sexual: "En primer lugar, se explica por el incremento en la expectativa de vida, como consecuencia la vida sexual se extiende. El uso del viagra tiene relación directa con este tema", alerta la nota.

Aunque se trata de personas ya maduras, a quienes se presume con conocimiento básico sobre prevención de enfermedades de transmisión sexual, el informe señala: "Se suma la problemática de la prevención por falta de información, no tiene el hábito del uso del preservativo"

Por esta razón, hay organizaciones que buscan concientizar acerca de las relaciones sexuales protegidas a través de una campaña llamada "La edad no es un condón".

Es difícil determinar los índices de infección con HIV entre personas mayores, ya que son pocas las que se hacen la prueba de detección. La mayoría se acerca a un consultorio médico por otros padecimientos y terminan descubriendo que contrajeron el virus. Además, los profesionales de la salud suelen ser reacios a preguntar acerca de la vida sexual y atribuyen los síntomas del HIV a las cuestiones relacionadas con la edad, tales como enfermedades del corazón.

Amy C. Justice, del Centro de la Universidad de Yale de Investigación Interdisciplinaria sobre el SIDA , recordó a un hombre casado, de 60 años que fue visto por los especialistas en el Hospital de Yale - New Haven: "Tardó más de 18 meses antes de que alguien le realice la prueba a pesar de tener síntomas compatibles con la enfermedad "

Cualquier persona que enfrenta una enfermedad grave suele deprimirse. Éste es un problema que se acentúa con la mediana edad, se siente estigmatizado y, en la mayoría de los casos, jamás comparten el diagnóstico con su familia. Al mismo tiempo, están sobrellevando otras enfermedades comunes de la vejez como presión arterial alta, diabetes o problemas del corazón. Eso puede hacer que las personas dejen de tomar su medicación, dijo Stephen Karpiak, director de investigación y evaluación en ACRIA.

En el caso de la mujeres es un shock recibir la noticia, sobre todo porque en la mayoría de los casos es la confirmación de una infidelidad por parte de su pareja. "Son personas que nunca pensaron en el riesgo,desconocen la enfermedad y no conocen a nadie que la padezca. Se sienten avergonzadas", afirmó la doctora Morrison del departamento de investigación de la Universidad de Columbia.

El envejecimiento del HIV afecta tanto a hombres como a mujeres heterosexuales. Sin embargo, los homosexuales son los principales afectados. Los consumidores de drogas intravenosas son un grupo de riesgo, pero, en menor medida. Entre las mujeres se destacan las de origen afroamericano y latinas, concluye el informe.

Redacción: Leo.bo

Fuente: Washington Post

 

 

03 Marzo 2016

El medicamento fue promovido por un grupo de activistas de los derechos de la mujer que argumentaron lo injusticia que implicaba el hecho de que los hombres tuvieran su píldora azul para aumentar su función sexual, pero las mujeres no.

El fármaco, diseñado por Sprout Pharmaceuticals, ya había sido rechazado por la FDA en dos ocasiones (2010 y 2013), debido a sus efectos secundarios, dudas sobre su seguridad y la ausencia de pruebas suficientes que demostraran su eficacia en mujeres con poco deseo sexual. En los resultados de los ensayos clínicos presentados se informó que las mujeres sentían más deseo en el mes, aunque la diferencia, en comparación con un placebo, era pobre (sólo alrededor de 0,3 puntos en una escala de entre 1,2 y 6,0).

Esta vez, un estudio publicado en la revista científica Archives of Internal Medicine confirmó las sospechas: la píldora rosada, que salió en ese momento, tiene más contraindicaciones que beneficios. De acuerdo con los análisis de la investigación los efectos de la droga han demostrado ser modestos a la hora de aumentar la líbido femenina. En cambio, los efectos secundarios, tales como somnolencia, mareos, fatiga y náuseas, se hacen cada vez más molestos y se incrementan con el consumo de alcohol.

Luego de analizar ocho estudios de 5.900 mujeres, los investigadores llegaron a la conclusión de que cuando las mujeres empezaban el tratamiento con flibanserina (addyi, en términos comerciales) tenían, en promedio, un encuentro sexual satisfactorio en el mes, aparte de los dos o tres que ya tenían.

Sumado a la decepción del “viagra femenino” en términos médicos, la droga no se está vendiendo bien. A principios de enero generaba solamente 240 a 290 órdenes médicas a la semana, de acuerdo con un informe recogido por David Maris, analista de Wells Fargo Securities, quien buscó a partir del rastreador pres IMS Health. Maris, como citó el New York Times, estimó que las ventas de addyi estaban corriendo a una velocidad de $11 millones al año, muy por debajo de los $100 millones a $150 millones en ventas que Valeant (compañía dueña de la droga) espera alcanzar este año.

Otros médicos se opusieron a este estudio y manifestaron que la droga sí ha tenido efectos evidentes en los pacientes. Lauren Streicher, obstetra y ginecóloga en la Escuela de Medicina Feinberg de Northwestern Memorial Hospital en Chicago, dijo a ese medio que varias de sus pacientes han tomado la droga con un aumento significativo de su deseo sexual y que ninguna de ellas ha dejado de usarla debido a los efectos secundarios.

Con este estudio, nuevamente salió a flote la pelea que se había armado el año pasado por la efectividad del medicamento. En esa oportunidad la psicóloga y terapeuta sexual Leonore Tiefer dijo que “esto no es más que una mezcla de política, ciencia y dinero”. Esta vez, Ellen Laan, profesora de ginecología de la Universidad de Ámsterdam aseguró que la discusión sobre la igualdad de género era “engañosa y peligrosa”.

Redacción: Leo.bo

 

Fuente: AFP

16 Octubre 2015

Bajo el nombre comercial "Addyi", la flibanserina, conocida como el "Viagra para mujeres", llegará este fin de semana a las farmacias estadounidenses. En agosto consiguió la aprobación luego de dos intentos fallidos ante el organismo regulador, la Food and Drug Administration (FDA), y aún persiste la controversia sobre su efectividad.

La empresa fabricante Sprout Pharmeceuticals celebró "el día más dulce" en su página web, aunque aún está por verse la efectividad de la pastilla que promete terminar con la falta de deseo femenina. "No valdrán la pena las muchas dificultades que implica su uso", dijo sexóloga Leonore Tiefer, de la Universidad de Nueva York, al periódico The New York Times.

Desarrolada en Alemania, Sprout Pharmaceuticals, una perqueña empresa de Carolina del Norte, compró la patente a la alemana Boehringer Ingelheim tras el fallido intento ante la FDA. Tras los intentos infructuosos de 2010 y 2013, el laboratorio presentó nuevas pruebas para su definitiva aceptación por parte del órgano regulador y consiguió el permiso. Tras la aprobación, el gigante canadiense Valeant absorbió Sprout Pharmaceuticals en agosto.

¿Cómo funciona la pastilla? La respuesta no es sencilla: el organismo de la mujer es completamente diferente al del hombre en cuanto lo sexual. Las causas de la disfunción sexual en el masculino tienen que ver estrictamente con lo biológico y está vinculado con la falta de erección del pene. Sin embargo, para ellas el deseo responde a la interacción de las hormonas y la conformación química en el cerebro.

La Flibanserina presenta lo que sería un antídoto para esa "falta de deseo" o "Desorden del Hipoactividad del Deseo Sexual Femenino". Este trastorno se da previo a una etapa clave en la vida de las mujeres: la menopausia. En ese momento de "premenopausia", ellas desean intimidad física, pero sin que aparezca el apetito sexual. Este fenómeno se presenta en un 7% de las mujeres que atraviesan este período, provocándoles una profunda angustia.

En principio, el tratamiento es totalmente diferente al que usan los hombres para lograr una erección. Desde el color de la cápsula -celeste para ellos, rosa para ellas-, hasta la manera de consumo, todo es diferente entre un "viagra" y el otro. En el caso de la Flibanserina, las mujeres deben tomar una píldora por día al momento de acostarse. En cambio, quien padezca de una disfunción eréctil la consume minutos antes del acto sexual.

La droga que presenta la Addyi -tal su nombre comercial- estimula diversos puntos cerebrales y actúa aumentando la dopamina y la norepinefrina. Sin embargo, lo más importante es que disminuye la serotonina, sustancia que en cantidad superior a la media provoca el descenso del apetito sexual.

Esto puede deberse también a la combinación de antidepresivos. Algunos de ellos provocan el aumento de la serotonina, un neurotransmisor en el cerebro, que disminuye el deseo sexual y puede ascender si la mujer está medicada con pastillas para combatir la depresión.

La dosis debe suministrarse a la hora de acostarse, "para ayudar a disminuir el riesgo de eventos adversos que ocurren debido a posible hipotensión, síncope y depresión del sistema nervioso central (como la somnolencia y sedación). Los pacientes deben interrumpir el tratamiento después de ocho semanas si no reportan una mejoría en el deseo sexual y la angustia asociada", expresó la FDA en un comunicado.

Pero también tiene contraindicaciones. Los posibles efectos colaterales que comprobó la FDA asociados con el uso de Addyi "son mareos, somnolencia (sueño), náuseas, fatiga, insomnio y sequedad de boca". "La decisión brinda a las mujeres preocupadas por su bajo deseo sexual una opción de tratamiento aprobado", dijo Janet Woodcock, directora del Centro para Evaluación e Investigación de la FDA.

Redacción: Leo.bo

Fuente. Reuters

16 Octubre 2015

La exestrella de la NBA Lamar Odom consumió 10 suplementos para mejorar el rendimiento sexual en un período de tres días antes de ser encontrado inconsciente en un burdel de Nevada a principios de la semana, dijeron las autoridades el miércoles.

Dennis Hof, el dueño del establecimiento donde lo encontraron, mencionó que Odom había consumido una "gran cantidad" de "Viagra herbal".

El término llamó la atención. ¿Qué es exactamente el "Viagra herbal"? Aparentemente, el término parece ser obvio, pero en realidad es profundamente engañoso.

Lo que dice que es

El "Viagra herbal" es el nombre coloquial para los productos que se venden a fin de mejorar el rendimiento sexual. Pueden tomar cualquier forma, desde frascos de pastillas de apariencia oficial comprados por Internet hasta paquetes de colores brillantes que se venden en las gasolineras y portan marcas poco elegantes como "Sex Plus", "Hard Ten Days" o "Rock-It Man".

No te rías... esos son los nombres reales de algunas de las docenas de productos para la mejora del rendimiento sexual sobre los que la FDA ha emitido advertencias al público.

La FDA ha reconocido un aumento en los productos de venta sin receta que afirman tener resultados similares al Viagra, Cialis, Levitra y otros medicamentos recetados para tratar la disfunción eréctil. El término "Viagra herbal" surgió porque el Viagra, al igual que Kleenex o Band-Aid, es una marca comercial que se ha vuelto tanto un sinónimo de la categoría de productos que a veces se utiliza casualmente para describir a otros productos también.

Solo porque el nombre contenga la palabra Viagra no significa que sea Viagra.

Un informe sobre consumidores de la FDA dice que los productos etiquetados como suplementos "herbales" para la mejora del rendimiento sexual pueden ser engañosos.

"Incluso un consumidor cauteloso no puede determinar que estos productos, de hecho, contienen ingredientes de medicamentos no revelados, porque sus etiquetas no incluyen los ingredientes posiblemente peligrosos. Los consumidores podrían verse engañados a creer que estos productos son seguros porque sus etiquetas a menudo sugieren que son 'completamente naturales' o 'alternativas herbales'.

Según la lista de la FDA de productos deshonestos para la mejora del rendimiento sexual, muchos productos en realidad contienen los ingredientes activos incluidos en marcas como Viagra, Revatio y Cialis, y no todos han sido probados por la FDA. Sin embargo, estos productos, especialmente en grandes cantidades, pueden interferir con otros medicamentos recetados y representan serios peligros para la salud, por ejemplo baja presión sanguínea. Ellos también hacen que la etiqueta de "herbal" que hace sentir bien a las personas sea completamente discutible.

No es herbal en absoluto

"Estrictamente hablando, no son suplementos herbales cuando contienen ingredientes farmacéuticos activos", dice Lyndsay Meyer de la División de suplementos alimenticios de la FDA. Un suplemento por definición contiene hierbas y extractos naturales, y cuando se encuentra que un 'suplemento', lo digo en comillas ahora, contiene Viagra, ya no es un suplemento. Es una droga nueva".

Meyer dice que los productos pueden ser especialmente atractivos para las personas que buscan una solución rápida o para quienes no son aptos desde el punto de vista médico para que les receten medicamentos contra la disfunción eréctil. Y esa es exactamente la razón por la que son tan peligrosos.

"Los pacientes podrían buscar un llamado remedio 'natural' para algo como la disfunción eréctil porque sus doctores no les recetan Cialis u otro medicamento aprobado", dice Meyer. "El problema es que si terminan tomando uno de esos productos que en realidad contienen la droga, se están poniendo en riesgo".

Entonces, si el "Viagra herbal" en realidad no es herbal ni es Viagra y además podría contener ingredientes peligrosos, ¿qué pasa con los verdaderos remedios herbales que podrían no contener ingredientes farmacéuticos?

"Legalmente hablando, no puede haber suplementos para indicaciones como la disfunción eréctil, porque esas son indicaciones que necesitan medicamentos", dice Meyer. "Los suplementos no pueden afirmar que hacen lo que un medicamento real hace". Es por esto que las marcas de "Viagra herbal" afirman que su producto es para la "mejora del rendimiento sexual" o algún otro término no específico.

La FDA le advierte a los consumidores que se alejen de productos que prometan los mismos resultados que los productos farmacéuticos, que se vendan en porciones individuales, o se anuncien a través de spam o correos electrónicos no solicitados

Redacción: Leo.bo

Fuente. CNNen español.com

15 Septiembre 2015

Un inglés se llevó el susto de su vida durante una reunión de amigos donde lo desafiaron a tomar una pastilla azul "para ver qué pasaba". No estuvo con ninguna mujer y terminó hospitalizado.

Daniel Medforth, un británico de 36 años, casado y con hijos, vivio una de sus perores pesadillas después de consumir 35 píldoras de Viagra de golpe.

Según pudo leerse en el blog The Daily Beast, el pasado 31 de agosto se reunió con varios amigos para celebrar una fiesta. En medio de las briomas y las anécdotas, y seguramente con alguna copa de más, uno de sus amigos le propuso tomar una pastilla de Viagra simplemente para ver qué pasaba.

Lejos de rechazarla, el hombre aceptó gustoso. Y en su estado, quizás no haya sido la mejor decisión. Sin embargo, ni él ni sus amigos midieron las consecuencias y continuó ingiriendo pastillas hasta llegar qa la bochornosa cifra de 35.

Nadie pudo poner freno a la situación. Recién el grupo de amigos comenzó a notar que algo no andaba bien con Daniel cuando aparecieron los efectos de la cianopsia: empezó a ver todo lo que le rodeaba con un tono verdoso. Comenzó a padecer mareos y a sentirse descompuesto. Muy asustado, regresó a su domicilio y confesó a su esposa lo que acababa de hacer.

Trasladado a un hospital cercano, Medforth ingresó en un hospital no ya con "una erección permanente" sino más bien con "una excitación incontrolable" cada vez que algo rozaba su entrepierna, según su propio realto.

Aunque agradeció la profesionalidad de los médicos que lo atendieron, el hombre admitió que los profesionales "tenían que aguantarse la risa" cuando se dirigían a él. Los efectos secundarios no fueron más allá de fuertes dolores de cabeza y de estómago; y el imprudente Daniel pudo volver a casa con su familia.

"Me arrepiento de lo que hice. Fue en un momento de risas y no pensé en las consecuencias", explicó afligido el hombre luego de una imprudencia que, tranquilamente, le podria haber ocasionado la muerte.

Redacción Leo.bo

Fuente: La Capital

08 Septiembre 2015

Fue presentada como una revolución. Sin embargo, sus efectos verdaderos todavía no están del todo claro. ¿Es en verdad el "viagra femenino" una buena idea? Esa es la pregunta que trata de responder un extenso informe de Martin Robbins, periodista del diario inglés The Guardian y columnista de Vice.

Según Robbins la Federal Drug Administration (FDA) de los Estados Unidos debió aprobar su utilización luego de una interminable campaña de prensa y la presión de grupos activistas feministas que acusaron a ese organismo norteamericano de sexista. La FDA había rechazado en varias oportunidades la aprobación de Addyi, la marca comercial de la droga flibanserina.

Sin embargo, este tipo de medicamento es radicalmente opuesto a lo que genera en los hombres el viagra "tradicional", que actúa "hidráulicamente" según explica el autor del artículo. La flibanserina fue testeada por primera vez en los años 90 como una droga antidepresiva que actuaba sobre el cerebro. Estaba en su etapa experimental alterando el balance de los neurotransmisores.

Según los resultados obtenidos por la FDA la satisfacción lograda por el consumo de esta píldora no era determinante en la vida sexual de las mujeres. En los exámenes hechos por el organismo, el promedio "satisfacción sexual" al mes de mujeres sin ningún tipo de medicación era de 2.8. Para aquellas que ingerían un placebo, 3.7; y en el caso de las que consumían Addyi, 4.5 al mes. La diferencia entre los placebos y esta nueva droga no es determinante, según el autor.

La crítica sobre este medicamento continúa: a diferencia del viagra masculino, en el caso de la flibanserina se debe comenzar a tomarlo durante un mes, sin consumo de alcohol, lo cual podría generar efectos secundarios. Los efectos secundarios tampoco son menores: náuseas, insomnio, baja presión. Otra cosa a tener en cuenta es que durante este tratamiento no se pueden consumir anticonceptivos.

Robbins vuelca un poco de humor en su explicación y consultó a una amiga suya respecto al uso de esta píldora. Jennifer se considera experta en orgasmos: "Si tomo una píldora todos los días y significa que no puedo tomar para tener orgasmos, quiero al menos uno o dos al día. Si además viene con riesgos de daños en el hígado y síncopes, quiero cinco o seis. Y si tampoco puedo tomar pastillas anticonceptivas, que venga con condones gratis".

Otro de los problemas que podrían surgir es acerca de a quién debería suministrársele esta medicación. En teoría está destinada aquellas mujeres cuya escasa actividad sexual impacta de manera negativa sobre su psiquis o sus relaciones. Pero, ¿cómo evaluarlo? ¿quién diagnostica este desorden sexual? El peligro de ser mal diagnosticada es alto. Y las consecuencias de consumir una píldora que podría no conseguir los efectos deseados es también muy alta.

Redacción: Leo.bo

Fuente: Imujer.com

19 Agosto 2015

La FDA, agencia estadounidense de medicamentos, dio el visto bueno para la comercialización del Flibanserin, primer 'Viagra femenino', del grupo Sprout Pharmaceuticals, destinado a las mujeres no menopáusicas que padezcan ausencia de deseo sexual.

La Food and Drug Administration (FDA), que había rechazado en dos oportunidades el medicamento, en 2010 y 2013, finalmente siguió las recomendaciones formuladas en junio pasado por un comité consultivo de expertos en favor de su puesta a la venta.

"La aprobación de hoy brinda a las mujeres consternadas por su bajo deseo sexual una posibilidad de tratamiento aprobado", afirmó la doctora Janet Woodcock, directora del Centro de Evaluación e Investigación de Medicamentos (CDER) de la FDA.

El flibanserin podría venderse bajo el nombre "Addyi" y promocionado entre las mujeres premenopáusicas. Según documentos disponibles en el sitio en internet de la FDA sobre un ensayo clínico, las mujeres que tomaron flibanserin indicaron haber tenido en promedio 4,4 experiencias sexuales satisfactorias en un mes, contra 3,7 en el grupo que consumió el placebo y 2,7 antes de que se comenzara el estudio.

"El tratamiento con Addyi sólo estará disponible a través de profesionales sanitarios certificados y farmacias certificadas. Los pacientes y los médicos prescriptores deben comprender totalmente los riesgos asociados con el uso de Addyi antes de considerar el tratamiento", concluyó Woodcock.

El medicamento es un agente no hormonal que actúa sobre los neurotransmisores en el cerebro para tratar una condición conocida como trastorno del deseo sexual hipoactivo, es decir, pérdida del interés en el sexo. Pero puede tener importantes efectos secundarios como náuseas, somnolencia, caída de la presión arterial y desmayos.

No es un ‘viagra’

Especialistas insisten en que la flibanserina, conocida popularmente como “píldora rosada”, no debería llamarse ‘viagra femenino’; a diferencia del masculino (cuyo principio activo es el sildenafilo), que actúa directamente sobre el pene para lograr una erección, Addyi lo hace sobre el deseo.

En otras palabras, tiene mecanismos diferentes a la famosa ‘pastilla azul’. En teoría la flibanserina estaría actuando sobre el cerebro de la mujer; para ser exactos, esta modula el equilibrio entre sustancias como la serotonina, que inhibe el deseo sexual, y la dopamina y la norepinefrina, que lo estimulan.

Se trata, en esencia, de un estimulador (que actúa de manera similar) de los receptores 5-HT1A y antagonista (que bloquea) del 5-HT2A; en el cerebro reorienta la acción de la serotonina y promueve la de las otras dos, dando como resultado un estímulo al deseo por vía bioquímica.

Este medicamento empezó a ser investigado por Boehringer Ingelheim, que trabajó en su desarrollo hasta el 2010, cuando la FDA lo rechazó por primera vez. El laboratorio Sprout Pharmaceuticals siguió con las investigaciones, que lo llevaron hasta este nivel en la FDA.

El medicamento estará, por ahora, disponible sólo en Estados Unidos, donde su venta fue aprobada.

Redacción: Leo.bo

Fuente: AFP

03 Agosto 2015

 Las autoridades en China decomisaron miles de botellas de bebidas alcohólicas adulteradas con sustancias químicas que sirven para fabricar medicamentos como el viagra, anunciaron en un comunicado.

La investigación descubrió que dos fabricantes de la ciudad de Liuzhou, en la región meridional de Guangxi, añadían a sus bebidas sildenafilo y tadalafilo, dos sustancias conocidas por sus marcas comerciales viagra y celis y que sirven para tratar problemas de erección.

Los fabricantes vendían licores afrodisíacos con nombres sugerentes como "Alcohol kung-fu", indicó en un comunicado la agencia local de supervisión de productos farmacéuticos y alimenticios.

Las autoridades se incautaron de más de 5.300 botellas de baijiu, un alcohol blanco muy popular en China y producido a base de cereales, así como más de una tonelada de sustancias químicas.

La medicina tradicional china propone varios tratamientos para los trastornos de la erección o considerados afrodisiacos, algunos de ellos a base de penes de especies animales en vías de extinción.

China se ve afectada constantemente por escándalos alimenticios que afectan especialmente a los líquidos adulterados como la leche, el vino y los alcoholes fuertes.

Redacción: Leo.bo

Fuente: AFP

Últimas Noticias

Prev Next

Por el caso Alexander-Jueces serán denun…

Por el caso Alexander-Jueces serán denunciados ante la Fiscalía por el CM

El presidente del Consejo de la Magistratura (CM), Gonzalo Alcón, informó ayer jueves que presentará...

Turbulencias latinoamericanas (II)

Porque así como Latinoamérica ha tenido los mejores gobiernos de este siglo, también concentra la...

Buenas propuestas

El Gobierno ha planteado flexibilizar el pago del segundo aguinaldo y a los empresarios les...