Santa Cruz de la Sierra
13 Marzo 2020

El presidente estadounidense, Donald Trump, declaró este viernes emergencia nacional debido al coronavirus, una medida que permitirá desbloquear hasta 50.000 millones de dólares en fondos federales para ayudar a los estados y localidades de EE.UU. a combatir la enfermedad.

"Para dar rienda suelta al poder del Gobierno federal, hoy declaro una emergencia nacional", dijo Trump durante una rueda de prensa en la rosaleda de la Casa Blanca.

Redacción: Leo.com

Fuente: Agencias

13 Marzo 2020

Un portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores chino insinuó en Twitter que el nuevo coronavirus, que apareció en China, podría haber sido introducido por el ejército estadounidense.

Zhao Lijian mencionó esta hipótesis anoche, retomando así las teorías del complot que circulan por internet.

Al comienzo de la crisis, el director del centro chino para el control y la prevención de enfermedades declaró que el coronavirus apareció en un mercado de la ciudad de Wuhan (centro).

Pero en las últimas semanas, Zhong Nanshan, un especialista chino en enfermedades respiratorias y veteranos en la lucha contra la epidemia del Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SRAS, 2002-2003) ha planteado la posibilidad de que la fuente del virus causante del COVID-19 no se halle en China.

Una hipótesis retomada por Pekín.

En su tuit, Zhao Lijian publicó un video del director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos que declara ante el Congreso que se descubrió que algunos estadounidenses que se creía que habían muerto de gripe eran portadores del nuevo coronavirus.

"Los CDC pillados en delito flagrante. ¿Cuándo apareció el paciente cero en Estados Unidos? ¿Cuántas personas han sido infectadas?", escribió Zhao.

"Es posible que haya sido el ejército estadounidense el que trajo la epidemia a Wuhan. ¡Estados Unidos debe ser transparente! ¡Y debe publicar sus datos! Estados Unidos nos debe una explicación", soltó.

Zhao Lijian no se basa en ningún estudio científico. El viernes se limitó a tuitear enlaces a dos artículos del sitio web Global Research, conocido por difundir tesis de conspiración.

Según algunas de las teorías que circulan por las redes sociales chinas, la delegación estadounidense de los Juegos Militares Mundiales, una competición disputada en octubre en Wuhan, podría haber traído el virus a China.

Las autoridades chinas fueron acusadas de ocultar la epidemia en sus comienzos. La policía de Wuhan reprendió a los médicos que habían dado la voz de alarma en diciembre.

Aunque la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha elegido deliberamente un nombre para la enfermedad de COVID-19 que no menciona ningún país en particular, Washington suele usar términos relativos al origen "chino" del coronavirus.

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, lo llamó "el virus de Wuhan". Una expresión considerada "despreciable" por el ministerio de Relaciones Exteriores chino.

Más de 130.000 personas han contraído el coronavirus, de las cuales casi 5.000 han muerto.

Redacción: Leo.com

Fuente: Agencias

06 Marzo 2020

Taylor Swift ha donado US$ 1 millón para ayudar a los esfuerzos de alivio por los de tornados que azotaron Nashville, Tennessee.

El publicista del cantante de ‘Lover’, Tree Paine, ha confirmado a The Tennessean, que la cantante, residente de Nashville desde hace mucho tiempo, ha entregado el dinero en efectivo al Middle Tennessee Emergency Response Fund.

“Nashville es mi hogar”, escribió Swift en un comunicado en sus historias de Instagram, “y el hecho de que tanta gente haya perdido sus hogares y mucho más en el centro de Tennessee es devastador para mí”.

Ella incluyó un enlace al Fondo y alentó a los fanáticos a donar a la causa.

Redacción: Leo.com

Fuente: Agencias

28 Febrero 2020

Al cumplirse esta medianoche una semana de reducción de la violencia talibana, Estados Unidos e insurgentes firmarán mañana un histórico acuerdo de paz que prevé la retirada de la mitad del contingente estadounidense de Afganistán y que allana el camino para el fin de una guerra que dura ya dos décadas.

La comunidad internacional ha recibido la noticia con gran entusiasmo y muchas expectativas, si bien algunos se han mostrado cautos puesto que aún falta un acuerdo entre los talibanes y el Gobierno afgano, excluido del diálogo con EEUU, en un complejo país que aún funciona en base a las sinergias entre sus muchos grupos tribales.

Observadores y representantes de diferentes países, además de organizaciones internacionales, están invitados a asistir este sábado en la capital catarí a la firma del acuerdo, para el que Estados Unidos y el Gobierno afgano pusieron como condición previa una reducción de la violencia.

Esta medianoche se cumple el plazo establecido para ese descenso de la violencia que varias autoridades afganas han calificado de "significativo" y que pretende ser una prueba del compromiso de los insurgentes con la paz, así como de su autoridad sobre los diferentes comandantes que operan sobre el terreno.

Los últimos siete días han sido la gran prueba de fuego para el grupo fundado por el mulá Omar, cuyo régimen (1996-2001) cayó con la invasión de un Estados Unidos que entonces ardía de ira por la insistencia talibana de no entregar al fundador de la red terrorista Al Qaeda, Osama bin Laden, tras los atentados del 11-S.

Un largo proceso de negociación

De esta forma culminan las negociaciones que comenzaron el 12 de octubre de 2018, que han sido guardadas celosamente de los flashes y los micrófonos, sólo anunciándose a última hora el inicio y la finalización de cada ronda de diálogo en el golfo Pérsico.

Por el momento, poco se conoce del texto que se firmará mañana en Doha, pero el representante especial de Estados Unidos para la paz, Zalmay Khalilzad, reveló el pasado septiembre un importante detalle: el pacto prevé la retirada en 135 días de 5.000 de los alrededor de 12.000 efectivos que Washington tiene desplegados en Afganistán.

A cambio, los talibanes deberán garantizar que el territorio afgano no sea utilizado para lanzar ataques contra otros países.

Según los insurgentes, el acuerdo supondrá también la liberación de unos 5.000 de sus prisioneros y la de un millar de miembros de las fuerzas de seguridad afganas.

Sin embargo, no han faltado los obstáculos y los sustos durante el proceso de negociación.

El pasado septiembre, el presidente de EEUU, Donald Trump, canceló abruptamente los encuentros en respuesta a un atentado en Kabul en el que murió un estadounidense, si bien el proceso se retomó a finales de noviembre tras una visita del dirigente a Afganistán.

La paz, aún lejana

Aunque la rúbrica del acuerdo es un hito histórico, todavía queda por delante un largo proceso de negociaciones entre los talibanes y el Gobierno de Kabul para poder declarar la paz en Afganistán, un país que lleva décadas sumido en una concatenación de conflictos.

El Ejecutivo de Ashraf Ghani, que recientemente ha sido declarado ganador de las elecciones afganas por segunda legislatura consecutiva, llegará a la mesa de diálogo al borde de una crisis política, pues el segundo candidato más votado, Abdullah Abdullah, se ha negado a acatar los resultados.

Otro asunto que podría lastrar el proceso entre el Gobierno y los insurgentes es la formación del equipo negociador.

Por el momento, el Gobierno afgano se ha negado a ofrecer detalles sobre sus posibles miembros, pero partidos y políticos del país asiático ya han mostrado sus miedos a que se trate de una delegación escogida de forma unilateral y que no incluya una representación amplia del espectro político.

Redacción: Leo.com

Fuente: Agencias

27 Febrero 2020

El show programado para el 25 de abril en Los Ángeles, se llevará a cabo en una fecha posterior.

Uno de los mayores conciertos anuales de k-pop en Estados Unidos, previsto para el próximo 25 de abril, fue aplazado por la creciente preocupación de la transmisión del coronavirus.

El evento anual ‘Korea Times Music Festival’, que se celebra anualmente en el Hollywood Bowl cuenta con la presencia de artistas de la música de Corea del Sur.

El evento, que llegaba a su octavo año consecutivo, contaba con las confirmaciones de grupos como MOMOLAND, la banda de rock No Brain y el cantante solista Ha Sung-woon, que formó parte de Wanna One.

La razón expuesta por la organización a través de su cuenta en Twitter, fue ofrecer a los compradores de entradas del concierto la opción de pedir su reembolso o quedarse con ellas, ya que el evento se planea que sea reprogramado.

Redacción: Leo.com

Fuente: Agencias

21 Febrero 2020

Los talibanes anunciaron este viernes que firmarán un acuerdo con Estados Unidos el próximo 29 de febrero, tras más de un año de negociaciones en Catar, una información confirmada casi simultáneamente por el Departamento de Estado estadounidense.

"Tras las largas negociaciones entre el Emirato Islámico (como se autodenominan los talibanes) de Afganistán y los Estados Unidos de América, ambas partes han acordado firmar el acuerdo en presencia de observadores internacionales" el sábado 29 de febrero, afirmó la formación insurgente en un comunicado.

Ambas partes "crearán una situación de seguridad adecuada" e invitarán a "numerosos" representantes de diferentes países y organizaciones internacionales a la firma del acuerdo, según los talibanes.

Los insurgentes y Washington avanzarán además hacia "la liberación de prisioneros" y la "retirada de todas las fuerzas extranjeras", de acuerdo con el comunicado.

La retirada de tropas estadounidenses, que mantienen en el país entre 12.000 y 13.000 efectivos, era una de las peticiones clave de los talibanes e igualmente un objetivo electoral del presidente de EEUU, Donald Trump, que había prometido reducir al máximo la presencia militar en la nación asiática.

Los talibanes indicaron que el acuerdo "estructurará un camino" para el inicio de conversaciones de paz intraafganas, vistas como un paso clave para acabar con dos décadas de guerra en Afganistán.

Sin embargo, el comunicado no menciona en ninguna ocasión al Gobierno afgano y asegura que las conversaciones de paz serán "con varios partidos políticos del país".

Los talibanes tampoco hicieron referencia a su compromiso de reducir la violencia en Afganistán durante siete días, que comienza a partir de la medianoche de este viernes, según anunció hoy el Consejo de Seguridad Nacional (NSC) afgano.

El secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, anunció también en un comunicado que la firma del acuerdo será el día 29, aunque remarcó que está condicionada a la "implementación exitosa" del periodo de reducción de la violencia.

Estos siete días de hostilidades reducidas son vistas como una prueba para verificar si los talibanes están realmente comprometidos con la paz, así como para probar si la cúpula insurgente tiene autoridad sobre sus soldados desplegados en el terreno.

Las negociaciones intraafganas empezarán tras la firma del acuerdo, y "se impulsarán en este paso fundamental para llegar a un alto el fuego completo y permanente", indicó Pompeo.

Además, Pompeo recurrió a la red social Twitter para afirmar que "tras décadas de conflicto, hemos llegado a un entendimiento con los talibanes sobre una reducción significativa de la violencia en Afganistán".

"Este es un paso importante en la larga ruta hacia la paz, y pido a todos los afganos que aprovechen esta oportunidad", dijo Pompeo.

Redacción: Leo.com

Fuente: Agencias

28 Enero 2020

Un vendedor y su hijo empacan cajas de máscaras protectoras para la venta debido a una gran demanda luego del brote de coronavirus, en Hasselt, este de Bélgica. | AFP

Investigadores de los Institutos Nacionales de Salud (NIH) de Estados Unidos y los laboratorios Johnson & Johnson comenzaron a desarrollar posibles vacunas contra el nuevo coronavirus aparecido en China, el 2019-nCoV, un trabajo que tomará meses dijo hoy funcionarios.

"Ya hemos lanzado el desarrollo de una vacuna en los NIH y con muchos de nuestros colaboradores", dijo el director de enfermedades infecciosas de estos organismos, Anthony Fauci, en una conferencia de prensa en Washington junto al secretario de Salud, Alex Azar. 

El desarrollo se lleva a cabo en colaboración con la firma de biotecnología Moderna, con sede en Cambridge, Massachusetts, también financiada para este proyecto por la Coalition for Epidemic Preparedness Innovations, una organización de asociación público-privada.

Anthony Fauci admitió que es posible que la epidemia entre en declive antes de que la vacuna esté lista, como fue el caso con la epidemia de SARS en 2002 y 2003.  Tomará tres meses lanzar un ensayo de fase 1 y tres meses más para obtener datos, antes de eventualmente lanzar un ensayo de fase 2 con un mayor número de personas, dijo el funcionario. 

Pero "estamos avanzando como si debiéramos implementar la vacuna", dijo y agregó que "avizoramos el peor escenario, en el que esto se convierte en una epidemia más grande". 

Azar, por su parte, pidió a las autoridades chinas "mayor cooperación y transparencia" para alcanzar "una respuesta efectiva", al tiempo que precisó que Pekín no ha autorizado a equipos de expertos estadounidenses a viajar allí para cooperar con la situación.

"Insistí en esta propuesta cuando me reuní con el ministro de Salud de China el lunes, y ha sido reiterada hoy en Pekín a través de la dirección de la Organización Mundial de la Salud" (OMS), dijo Azar.

"Sería realmente bueno si tuviéramos interacciones más abiertas, no solo en términos de salud pública sino también del intercambio de datos de investigación", complementó Fauci.

Cuatro días atrás, el presidente Donald Trump había elogiado el "esfuerzo y la transparencia" de China en su respuesta a la epidemia de coronavirus, y afirmó el lunes en otro tuit que su gobierno se encontraba en "comunicación muy cercana con China".

En el pasado, el gobierno chino ha recibido críticas de la comunidad internacional por su manejo de la epidemia de SARS de 2002-2003.

Azar sostuvo que los expertos estadounidenses están listos para partir de inmediato al país asiático, "tanto en un acuerdo bilateral o bajo el auspicio de la OMS".  Posteriormente, la OMS anunció que China aceptó permitir que un equipo de expertos internacionales arribe al país para trabajar juntamente con sus homólogos chinos.

Redacción: Leo.com                                                                                                                            

Fuente: Agencias

23 Enero 2020

El subsecretario de Estado para Asuntos Políticos del Gobierno de Estados Unidos, David Hale, anunció que su Gobierno determinó enviar un nuevo embajador a Bolivia, con el propósito de avanzar en las gestiones para restaurar la relación bilateral normal entre ambas naciones.

Hale, quien visitó Bolivia el martes y sostuvo una reunión con la presidenta Jeanine Añez, realizó ese anunció mediante una declaración difundida en las redes sociales.

"Como siguiente paso, Estados Unidos enviará nuevamente un embajador a La Paz para continuar con estas conversaciones y restaurar relaciones normales entre nuestros pueblos", dijo.

En esa declaración, Hale también expresó su reconocimiento a Áñez, junto con el Tribunal Supremo Electoral (TSE) "en preparar el camino para el futuro gobierno y sus líderes, gane quien gane".

Asimismo, afirmó que su país "tiene una profunda admiración por el pueblo de Bolivia, por su cultura y sus logros por actuar valientemente por defender su democracia".

"Su voz fue escuchada por todo el mundo", aseguró el funcionario norteamericano, quien ve a Bolivia con una "oportunidad para construir fundamentos para una estable, segura y prospera democracia".

Redacción: Leo.com                                                                                                                            

Fuente: Agencias

Últimas Noticias

Prev Next

Fantasía

Fantasía

Gente que conozco bien pero también numerosas personas que conozco sólo superficialmente me han hecho...

Pepitas de oro

Pepitas de oro

Recibo una llamada del urubicheño Dámaso Vaca quien me pregunta: “¿Estás aprovechando la cuarentena para...

El pacto

El pacto

En medio de la tan vasta como persistente pandemia hablo una vez al día por...